English French Spanish

Faith Formation

Faith Formation at St. CamillusAs Catholics we are a pilgrim people on a life-long journey of conversion in which we individually and as a community are formed more and more into the image and likeness of God.  It is a journey that for many of us begins with our parents’ decision to have us baptized into the faith.  The journey then continues on through our youth with the preparation for First Communion and later Confirmation. 

Our formation in the faith, however, doesn’t end with our youth.  There is an old joke that asks the question, “If Jesus played with the children and taught the adults, then why does the Church teach the children and play with the adults?”  While there is some truth that in the past the Church has neglected the faith formation of adults, the reality is that the various stages of our adult lives offer us the wonderful opportunity to grow in our understanding of God’s plan for our lives. 

Adult faith formation takes many forms.  For those exploring the possibility of membership in the Church, we have the RCIA program.  For those seeking to get married, there is our Pre-Cana program.  For those interested in discovering what our faith asks of us in the issues of Peace and Justice, there is the transformative Just FAITH Program.  In addition, we have also recently created an Adult Faith Formation Board to develop and offer a series of programs and mini-courses designed to foster a deeper understanding of our call to be mature Catholic Christians.

For each of us, faith formation is a journey that lasts a lifetime; a journey in which we are guided along the way by many teachers and mentors. These men and women offer us their life experiences, share the insights gained on their journeys, and walk with us on our journey.  Faith formation cannot happen without the gifts of these teachers and mentors, and here at St. Camillus there are many different ways of sharing those gifts. 

Through involvement in the RCIA program, you can walk with a person as he or she begins the faith journey.  If you enjoy working with youth, Religious Education offers an incredible opportunity to make our faith come alive for our young people. With God's grace, we are planting seeds that in the years to come will bear fruit.  With almost 600 children in our three programs, there is an incredible need.  If your gifts tend more toward organization, perhaps you would like to be part of the exciting work of getting our Adult Faith Formation Board off the ground.

In the “vineyard” of faith formation, there is much work to be done.  Won’t you be one of the workers?

 

Formación en la Fe

Como Católicos somos un pueblo peregrino en un viaje de conversión durante toda la vida en el que individualmente y como una comunidad nos formamos cada vez más en la imagen y semejanza de Dios.  Es un viaje que para muchos de nosotros comienza con la decisión de nuestros padres de bautizarnos en la fe.  El viaje continua a través de nuestra juventud con la preparación para la Primera Comunión y posteriormente la Confirmación.

Nuestra formación en la fe, sin embargo, no termina con nuestra juventud.  Hay un antiguo decir que formula la pregunta, “Si Jesús jugó con los niños y enseñó a los adultos, entonces, porque hace la iglesia enseña a los niños y juega con los adultos?  Si bien hay algo de cierto que en el pasado la Iglesia ha descuidado la formación de fe de los adultos, la realidad es que las diversas etapas de nuestras vida de adultos nos ofrecen la maravillosa oportunidad de crecer en nuestro conocimiento del plan de Dios para nuestras vidas.  

La formación de la fe en los adultos toma muchas formas.  Para aquellos que exploran la posibilidad de ser miembro de la iglesia, tenemos el programa RCIA.  Para aquellos que buscan casarse hay nuestro programa Pre-Cana.  Para aquellos interesados en descubrir lo que pide nuestra fe de nosotros en las cuestiones de la paz y justicia, existe el programa Solo Fe.  Además también recientemente hemos creado un Consejo de Formación de la Fe para Adultos para desarrollar y ofrecer una serie de programas y mini-cursos diseñados para fomentar un conocimiento mas profundo de nuestra llamada a ser católicos cristianos maduros.

Para cada uno de nosotros, la formación de la fe  es un viaje que dura toda la vida; un viaje en el que nos guiamos a lo largo del camino por muchos profesores y mentores.  Estos hombres y mujeres nos ofrecen sus experiencias de vida, compartir los conocimientos adquiridos en sus viajes y camina con nosotros en nuestro camino  formación de la fe no puede ocurrir sin los regalos de estos profesores y mentores y aquí en San Camilo hay muchas maneras diferentes de compartir esos regalos.

A través de la participación en el programa RCIA, usted podrá caminar con una persona y ver como él o ella comienza el viaje de fe.  Si le gusta trabajar con la juventud, educación religiosa ofrece una oportunidad increíble para hacer nuestra fe cobrar vida para nuestros jóvenes.  Con la gracia de Dios, estamos plantando semillas que en los próximos años dará frutos.  Con casi 600 niños en nuestros tres programas, existe una necesidad increíble.  Si sus regalos tienden más hacia la organización, tal vez le gustaría ser parte de la labor emocionante de obtener nuestro Directorio Ejecutivo de la Formación de Adultos.

En la “viña” de la formación de fe, hay mucho trabajo por hacer.  ¿Sería usted uno de estos trabajadores?